México se ceñirá a acuerdos de T-MEC: Seade; niega letras chiquitas


Tras la polémica por un nuevo intento de Estados Unidos para vigilar la implementación de la Reforma Laboral en México, el subsecretario para América del Norte de la SRE, Jesús Seade, rechazó que el protocolo modificatorio del T-MEC tuviera “letras chiquitas” y subrayó que el país se sujetará a lo acordado con los negociadores de Estados Unidos y Canadá el pasado 10 de diciembre.

Explicó que la iniciativa HR5430, la cual pretende que haya cinco agregados diplomáticos laborales de EU en nuestro país, “ni es del tratado ni nos compromete”. Sin embargo, admitió que la inclusión del mecanismo “expresa desconfianza”.

Seade subrayó que la función de los agregados no está clara y advirtió que México “jamás aceptará si se trata en medida alguna de inspectores disfrazados”, porque la  ley mexicana lo prohíbe.

Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, dijo que México podría rechazar a los agregados acogiéndose a la Convención de Viena.

Niega Seade letras chiquitas en T-MEC

Afirma que jamás se aceptará a inspectores disfrazados, por una sencilla razón: la ley mexicana lo prohíbe.

El subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Jesús Seade, rechazó que lo firmado por México, Estados Unidos y Canadá en el protocolo modificatorio del T-MEC haya contenido “letras chiquitas”, por lo que es un “muy buen acuerdo trilateral”.

Esto a propósito de la polémica generada por la iniciativa de ley norteamericana que pretende crear cinco inspectores para certificar el cumplimiento de la reforma laboral en nuestro país.

A través de su cuenta en Twitter, el funcionario explicó los términos de la negociación y los beneficios del tratado comercial que se encuentra en vías de ratificación en Estados Unidos.

Respecto de la iniciativa de Ley de Implementación, HR5430, presentada el viernes en el Congreso de Estados Unidos y que fuera cuestionada por él mismo el sábado en una conferencia de prensa porque permitiría contar al gobierno de Donald Trump con agregados laborales en la embajada en México, Seade Kuri explicó que se trata de un proceso legal “que incluye los compromisos tomados y otras cosas internas, como necesidades presupuestales derivadas del tratado, el rediseño de sus instituciones, etcétera”.

“En esto, como concesión a los duros del Congreso, su proyecto de ley incluye un mecanismo interno de monitoreo de nuestra reforma laboral, redundante a lo que dispone el tratado, 90% interno e inofensivo (información) pero que debió haberse advertido y expresa desconfianza.

Y agregó: “Como parte de este mecanismo de monitoreo se contempla nombrar cinco agregados diplomáticos laborales en México, cuya función no está clara, pero que México JAMÁS aceptará si se trata en medida alguna de inspectores disfrazados, por una sencilla razón: la ley mexicana lo prohíbe”.

Puso como ejemplo lo que ocurre con la legislación mexicana en la que luego de ratificarse el T-MEC se realizarán en el futuro “cambios legales para evitar contradicción o para aprovechar mejor el tratado”.

En esta serie de comentarios, el subsecretario Seade reiteró que México no permitirá la operación de inspectores laborales porque eso quedó establecido en la negociación reciente.

El diplomático destacó que el Protocolo Modificatorio contiene grandes mejoras para México como el que sea a través de un mecanismo de solución de controversias como se logren dirimir disputas comerciales y no frente a un ministro de los Estados Unidos.

Dijo que en el caso de las biomedicinas permite que cada país establezca el tiempo que considere pertinente para la liberación de patentes.

Fuente: Excélsior

Comentarios

Contacto

Información y Ventas
ADAN J.MORALES M.
Tel. 22 11 65 73 06