Mi encuentro con el ‘cacas’

 

 

Escribe: Tonny Soprano

Si hay alguien que sabe marcar la agenda es el ‘hoy’ famoso ‘cacas’

Un hombre que nació en Macuspana en 1953.

Creció viendo el cine de Ismael Rodríguez, de Memo Calderón y últimamente se volvió adicto a las producciones de Manuel Caro. De ahí se podría explicar su lenguaje tan florido.

Pocas cosas me sorprenden.

Hoy debo confesarles que fui sorprendido por el ‘cacas’, jamás pensé que recurriría al #fuchi #caca para marcar la agenda.

Al final, se dio un tiró en el pie y hoy busca de manera desesperada inventar algo para sacudirse esa marca.

El ‘Cacas’ me buscó este fin de semana.

La cita fue en una playita privada de puerto Vallarta.

A la reunión solo acudimos: él y yo.

Además del personal: cinco meseros, tres guaruras israelís, dos escoltas que envió el cartel y unas meseritas que no rebasaban los 30 años.

El menú: pozol, tamalitos de maíz nuevo, platanos fritos y caldo de icotea.

Yo volé en un avión privado que salió del aeropuerto Hermanos Serdán.

El ‘Cacas’ ya me esperaba ahí. Pero en la parte trasera de la playa se veía un Augusta (de esos que explotan misteriosamente)

El abrazo fue de aletazo de caguamo.

-Mi Tonny

-Mi Caaaa…mpeón –le dije-

-Seré breve, sabrás que  la cagué en una mañanera y ahora todo México me dice el ‘Cacas’

-Y si no lo contienes tu apodo se extenderá por  todo el continente y el mundo peor que el coronavirus. –contesté-

-Ya sé.

Los sicarios Israelís no dejaban de verme, quizás se acordaban del fraude que les hice con unas armas hace un par de años.

Los del Cartel me miraban extasiados y con ganas de pedirme un autógrafo.

Las meseritas sabían de mí e iban vestidas para la ocasión, de entrega inmediata – sin nada abajo-

El maldito pozol estaba agrio y tibio.

Los tamalitos no se me antojaron.

El caldo de icotea me hizo recordar a los %&$ chinos que comen cantidad de lagartijas.

Lo único rescatable fue el helado.

El ‘Cacas’ le entró al menú sin rubor alguno. Mascaba y hablaba al mismo tiempo, sus manos tocaron su cabello decenas de veces para luego chuparse los dedos.

Le dije a una mesera si podíamos pedir algo de mariscos (necesitaba afrodisiacos para la batalla que seguramente vendría)

El ‘Cacas’ confiaba en mí.

Sabía de mi fama por darle solución a los asuntos mas espinosos.

Supo que asesoré a políticos rusos y algunos sacerdotes metidos en la pedofilia.

Con media icotea en la boca me dijo: Sé qué lo arreglaras.

Tu paga está ahí en la mesa: Polvo, plata y las meseras –dijo con ese acento tabasqueño que desespera al más prudente-

‘que difícil misión’ pensé

Y a mi mente vino el chiste del culito que quiso ser pajarito.

‘Había una vez un culito cansado de ser culito. Un día pensativo y con fe le pidió a Dios lo convirtiera en un pajarito de hermoso plumaje. Misericordioso Dios le concedió su deseo.

El culito feliz por su nueva apariencia salió a pasear por todo el bosque; Pero el changuito –cabrón- lo persiguió y  le decía: Adiós culito…Adiós culito.

Enojado encaró al changuito y le dijo: Ya no soy un culito, ahora soy un pajarito.

El changuito –miándose de la risa- le dijo: Entonces chifla…

Y entonces el culito chifló ‘

Pero volviendo al tema.

El ‘Cacas’ aprovechó que la tarde ya caía y se retiró a dormir.

Yo agarré a un par de meseras y practicamos el famoso mete-saca en lo que llegaban los mariscos.

Aun no sé cómo hacerle para que no le digan Cacas al ‘cacas´

Y es que debe ser terrible salir al mundo y decirle quién eres.

Las breves

  • Ella es Fátima de 7 años.

Desapareció el 11/02 en Xochimilco

Por la mañana fue hallada muerta, desnuda en una bolsa de plástico, en Tulyehualco.

No vestía minifalda.

No salía en las noches.

No tenía una relación toxica.

Solo era una 👧

Seguramente alguien tiene #OtrosPinchesDatos

Imagen

  • La Maestra da una entrevista por 1era. vez a un medio de comunicación (EL PAÍS) después de haber salido del reclusorio.

Esto lo hace en vísperas de la elección sindical, de oficializar su nuevo partido y de las elecciones del 2021.

Por supuesto que aprendió y esto no lo haría sin el aval de Palacio Nacional.

  • Vaya show que montaron los ministeriales y los Abed.

La cabeza de Gilberto Higuera Bernal bien vale un circo.

Sólo los ingenuos verán un árbol en donde existe un bosque.

Columna ficción

Mi cuenta en tuiter: @soprano_tonny

Comentarios

Contacto

Información y Ventas
ADAN J.MORALES M.
Tel. 22 11 65 73 06